Noticias

Loading...

miércoles, 29 de julio de 2015

La Crisis del Petróleo



Antonio Ecarri Angola

Venezuela se juega su futuro. Esta frase ya es casi un lugar común, pero es necesario repetirla porque hemos llegado a un punto de no retorno. Las condiciones políticas, sociales y económicas nos obligan a reinventarnos para poder sobrevivir como república.

El principal o único ingreso de los venezolanos, el petróleo, está sometido a un ventarrón de cambios. En el corto plazo el entendimiento de Irán con occidente trae consecuencias importantes en el precio del barril, la sobreoferta de unos nuevos quinientos mil barriles, como mínimo, tendrá efectos directos sobre el mercado. Las nuevas tecnologías también juegan un papel estelar, entre ellas están los promotores del “fracking”, quienes están dispuestos a soportar -por un buen rato- la producción a pesar del alto costo. Por otra parte, la demanda también está afectada, pues la crisis Griega y la política de austeridad europea, junto a la deflación china, pronostican una baja que impactará ostensiblemente el mercado de los combustibles fósiles.

A mediano y largo plazo el ventarrón se convierte en tornado. Las constantes innovaciones tecnológicas, impulsadas por el cambio climático, también están jugando un rol protagónico. Conversando con expertos en el tema nos advierten del inmenso peligro que corre el país por las consecuencias del uso del carbón y de los combustibles fósiles en el planeta. Un círculo vicioso de difícil salida.

El uso de nuestro único producto de exportación contribuye de manera exponencial en el cambio climático. Se estima que en unos 40 años podríamos tener una grave crisis en el Delta Amacuro por el incremento de 50 centímetros en el nivel del mar, desapareciendo islas completas y ocasionando la salinización del Río Orinoco con nefastas consecuencias. Este fenómeno climatológico es mundial, y por ello muchos países exportadores de petróleo ya están tomando medidas alternativas heroicas. Arabia Saudita –el mayor exportador de petróleo del mundo- anunció recientemente que para el año 2040 podría estar consumiendo energía sólo a través de biocombustibles, energía solar y eólica.

Estamos obligados a reinventar a Venezuela. Tener como objetivo convertirnos en la potencia energética del continente equivaldría a migrar a la producción de nuevas fuentes energéticas alternativas a la exportación del combustible fósil. Es simple, pronto la mera explotación petrolera dejará de ser el gran negocio que hasta ahora ha sido.

Nuestra privilegiada posición geográfica y nuestros abundantes recursos naturales nos hacen ser una nación lista para iniciar nuevos desafíos en esta materia.  La “Siembra del Petróleo” de Uslar equivale hoy a migrar a nuevas fuentes de ingreso. La Venezuela  petrolera que se inició en 1936 está escribiendo su último capítulo. Ya no es sólo de sentido común, es de sobrevivencia. Las reformas no pueden esperar más. La patria está en jaque y no queremos pasar a la última fase del juego.

Después de 79 años, Venezuela debe repensar la siembra del petróleo


Hace 79 años, un 14 de julio un joven de 30 años de nombre Arturo Uslar Pietri publicó un editorial en el diario Ahora, en donde invitaba a la reflexión sobre los profundos cambios económicos que traía consigo la Venezuela petrolera.

El presidente de la Casa Uslar Pietri, Antonio Ecarri, conversó en Con Todo y Penzini en donde manifestó que el mandato en la actualidad del polímata Uslar Pietri es contar con un Estado que dependa de una sociedad; y no un Estado que tenga de rodillas al pueblo.

Rescató que hoy en día, esa frase visioneria sigue sin cumplirse debido a que Venezuela es 98 % dependiente de la renta petrolera.
“Estamos obligados a repensar la industria porque están cambiando los clientes. Están cambiando de combustible”.
Antonio Ecarri expresó que urge replantear el modelo económico venezolano que vaya de la mano con el sector privado. La consigna de sembrar el petróleo debe refrescarse debido a la merma de ingresos producto de los bajos precios del petróleo.

Citó como ejemplo los países árabes, productores petroleros, que han emprendido un proyecto de verdadera siembra del oro negro con la implantanción de energías alternativas.

Importancia con el tiempo

Para el director de la Casa Uslar Pietri, Guillermo Guzmán de acuerdo a su recuento histórico en el programa especial de Con Todo y Penzini, el contexto de aquel momento para el autor de la siembra del petróleo fue determinante para el nacimiento de esta idea.

“Definitivamente ha sido a través del tiempo es que se ha valorado la importancia que tuvo esa frase que nace como una frase quizás específica y muy con las ideas de Adriani”.

Naturaleza importadora y no sembradora

De acuerdo al analista José Antonio Yepes destacó que en Venezuela no habría 60 % de pobreza si la población hubiera tenido acceso a urbanismos y accesos a viviendas formales.

A su juicio, no se ha aprovechado a lo largo de los años las ventajas que el recurso petrolero le brinda a Venezuela, pudiendo desarrollarse ámbitos como la insfrestructura, tecnología, educación.

Destacó que en la actualidad se vive una situación de “altísimas importancias, desabastecimiento” que deja en evidencia el carácter importador del Estado y no sembrador del petróleo como fuente de producción de riqueza.

“Sembrar el pétroleo”

Para Yepes la coyuntura en la economía petrolera representa la oportunidad para incrementar la producción y aminorar las importaciones.
“El problema es la política petrolera rentista, debemos volver a la política de producción”.
Para el prfesor Guzmán se puede analizar la transición del momento, la Venezuela del año 1936 con cambios dramáticos en el ámbito político y económico que trajo como consencuencia una nación en busca de soluciones propias para la propia superación.
“El futuro está en sembrar en industrias, educación, potencialidades, las particularidades y explotar que tenemos y hacer de eso un futuro a través apalancado en el petróleo”.
Por último, Ecarri rescató las semejanzas que a su juicio se dan entre los años 1936 y hoy en día. Rescató la importancia de reactivar la empresa privada, producción y la diversificación de ingresos utilizando el oro negro, que además está por desaparecer en un futuro producto de las energías y combustible alternativo que en países desarrollados se han adoptado como medida a los altos costos que el mercado petrolero gozó.

“Usurpación, arbitrariedad…”, así explica Ecarri su lío con Copei

-"Enríquez usurpa mi candidatura porque él no consiguió puesto por ninguna parte del país".
-"Nosotros lo que queremos es que la Unidad gane, para que eso pase, necesitamos ganar en circuitos donde tradicionalmente ha ganado el chavismo".



(Caracas, Venezuela. Redacción Sumarium).- “Han utilizado mi nombre…”, así comienza Antonio Ecarri, presidente de Copei en Caracas, para explicarle a Sumarium qué fue lo que ocurrió exactamente con su candidatura por el Circuito 2 de la capital venezolana, la cual reitera que fue usurpada por el “paracaidista” Roberto Enríquez, presidente nacional de la tolda verde.

“Han utilizado mi nombre para obtener un circuito electoral, para luego usurpar la candidatura, y además de eso, violando todo el debido proceso, me aplican un procedimiento sancionatorio ilícito”. Puntualizó que Enríquez está usurpando la candidatura que le pertenece a los caraqueños “porque él no consiguió puesto por ninguna parte del país en razón de las terribles negociaciones y del terrible irrespeto que generó Copei dentro de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD)”.

Ecarri enfatizó que como no había “por donde meter” a Enríquez, éste terminó como “paracaidista” en la candidatura del 23 de enero. “Eso es una cosa absolutamente despreciable, que hay que rechazar con toda fuerza porque nosotros lo que queremos es que la Unidad gane, ahora, para que eso pase, necesitamos ganar en circuitos donde tradicionalmente ha ganado el chavismo. Para hacerlo, se necesitan de hombres y mujeres con arraigo y no solamente utilizando el descontento, de lo contrario, estamos abusando del elector”.

FUE ELEGIDO POR “UNANIMIDAD”

Con todo esto ya aclarado, es válido indicar cómo es que Ecarri termina siendo el “candidato” por el circuito 2 cuando ahí nunca hubo primarias. En principio, la oposición solicita en diciembre primarias generales en todo el municipio Libertador, “después, cuando se reúne la MUD, esta dice: ‘vamos a reconocer algunos liderazgos importantes que no tienen necesidad de ir a primarias porque ya sabemos la influencia que tienen en determinadas zonas’, uno de esos casos fui yo”, explica Ecarri.
Es decir, les dijeron a las parroquias del centro de Caracas y 23 de enero “aquí no hay primarias porque el que va es Antonio Ecarri”. A esto se le suma un antecedente, que es la elección de diputados pasada “donde yo alcanzo una votación histórica para la oposición, donde Robert Serra y el oficialismo me ganan por dos puntos nada más”, puntualizó.

Ayer se consignó un documento con más de 200 firmas de dirigentes de Copei en rechazo a la candidatura de Enríquez.
 
A raíz de estos resultados, el grupo técnico de apoyo electoral de la MUD dijo que el mejor candidato para esa zona “soy yo, y eso es público y notorio por mi dedicación social a esas parroquias”. Pero eso no es todo, según Ecarri, a Copei no le correspondía escoger ese circuito electoral “porque por su baja votación, escoge de noveno según el método D’Hondt. Cuando Copei pone mi nombre para esa zona, todos los demás partidos reconocieron el liderazgo que tengo sobre esas parroquias, entre ellos Voluntad Popular (VP) y Primero Justicia (PJ)”, aclaró Ecarri.
Una vez que se había cerrado el acuerdo en la Mesa de la Unidad y terminó el circuito asignado a Copei, después de presuntamente haber usado el nombre de Ecarri, “estos 14 señores de la dirección nacional de la tolda, sin consultar a las parroquias de Caracas, sin consultar al Comité Regional, pasando por encima de toda la voluntad de la gente, se apropian y usurpan este circuito electoral. ¿Por qué te digo ‘usurpan’? Porque ya el Comité Regional de Caracas, en consulta abierta con todas las parroquias, había definido por unanimidad y consenso que sería yo el candidato”.

Aseveró que por este motivo las parroquias de Caracas “están absolutamente alborotadas”, donde el viernes hubo una asamblea de dirigentes parroquiales en rechazo a la candidatura de Roberto Enríquez. “Ayer se consignó un documento con más de 200 firmas de dirigentes de Copei en rechazo a la candidatura de Enríquez”.

NO FUE NOMBRADO

A pesar de que el presidente de Copei por Caracas asegura que ya había sido elegido por consenso y unanimidad, el día en que la MUD dijo los nombres de sus candidatos a las elecciones parlamentarias, no dijo el nombre de Antonio Ecarri. 

¿Por qué? Según el dirigente político, fue una maniobra de Copei para que no se dijera el cargo que le correspondía al momento de que la MUD dictara sus candidaturas. “Supuestamente, como Copei no lo había pasado por su dirección nacional entonces (le pidió a la MUD) que no lo anunciara todavía, la Mesa dijo: ‘okey, perfecto, ya anunciará Copei, pero este cargo es para Antonio Ecarri’. El problema es cómo se hacen este tipo de cosas de manera abrupta, grotesca, sin ningún tipo de ética”.

“BIGAMIA POLÍTICA”

Jesús Alberto Barrios, secretario general de Copei, señaló que Ecarri cuando ya estaba incorporado como dirigente de la tolda verde en Caracas, también fungía como representante del partido Lápiz Procomunidad, incurriendo en una suerte de “bigamia política”.

“Es es una calumnia y es fácil de demostrar porque está en el documento del CNE (Consejo Nacional Electoral). Eso se trata de un grupo de electores que me apoyaron para la candidatura independiente de la Alcaldía de Libertador y está, dentro de los archivos del CNE, mi renuncia formal a este cargo. Es decir, ahí no hay nada, esa es la excusa para tapar la inmensa arbitrariedad que han hecho”, declaró Ecarri.

Por su parte Barrios, consultado por Sumarium, indicó que decidieron cerrar el tema. “Ante la situación del país es conveniente cerrar el punto y se hizo precisamente con una propuesta que presenté para no profundizar más los problemas internos, porque la gente está más preocupada por la situación del país que por los debates de los partidos”.

El secretario general de Copei aclaró que le dieron “la oportunidad a Ecarri de presentar sus argumentos el lunes”, sin embargo, con respecto al tema de la candidatura, éste dijo que nunca se presentó el nombre de Antonio Ecarri.


¿QUÉ OCURRE EN COPEI?

Para Ecarri, Copei se ha vuelto un “cóctel de ilegalidades”, a su juicio, “se cometen cualquier cantidad de arbitrariedades, de imposiciones por parte de un grupo pequeño de la dirección nacional del partido que hacen lo que les da la gana con la organización”.

El presidente de la tolda socialcristiana por Caracas explicó que ese “grupo pequeño” interviene organismos funcionales, seccionales, regiones “y ya han recibido bastantes golpes por parte del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) donde han tenido que reconstituir juntas directivas regionales, recientemente tuvieron que reconstituir el Frente de Trabajadores Copeyanos, es decir, es una visión además de ilegal, alocada”.

Ecarri comentó que la conducta de Enríquez “es tan errática que nos condujo a tener 22 derrotas en las elecciones primarias…la situación de Copei hoy es muy delicada. Si alguien protesta a las arbitrariedades e imposiciones del señor Enríquez, al día siguiente te prejuzgan y te generan un procedimiento disciplinario arbitrario e ilegal”.

Ecarri: Para ganar elecciones se necesita liderazgo y no solo descontento



El dirigente copeyano Antonio Ecarri, denunció que a los caraqueños del oeste de Caracas, han sufrido una verdadera “estafa política”, porque utilizaron su nombre para postular a un candidato sin arraigo en los sectores populares.

Esto lo dijo durante el programa de Análisis Situacional conducido por el analista Óscar Schémel en Globovisión, donde además aceptó estar dispuesto a dejar de lado su candidatura si se postula a una mujer con trayectoria local en el Circuito 2 de Distrito Capital.

El abogado, profesor y presidente de la Fundación Arturo Uslar Pietri, explicó la situación: “A la gente se le dijo que no habría primarias en ese Circuito porque el candidato iba a ser Antonio Ecarri”.

Y es que en diciembre el partido solicitó hacer primarias generales en Libertador, sin embargo se llegó a un acuerdo para hacer un consenso.

Según Ecarri, partidos como Voluntad Popular y Primero Justicia, cedieron su espacio en el Circuito 2 a Copei porque él sería el postulado.

No obstante “una cúpula de Copei de la dirección nacional, desconociendo a las parroquias y al pueblo en general, asignaron a Roberto Enríquez como candidato por el circuito”.
Aseguró que “este tipo de imposiciones hacen que la gente se sienta estafada, conmigo que no cuenten para despreciar al Oeste de Caracas”.

Vale recordar que en las Parlamentarias de 2010, el candidato oficial Robert Serra, ganó en ese circuito frente a Antonio Ecarri por tan sólo 2,72% de los votos, en una zona altamente chavista (el 23 de enero y el centro donde se ubican las sedes principales de los poderes del Estado).

El dirigente dejó entrever que no participará junto a Copei en futuras convocatorias, pues explicó que “hay que divorciarse completamente  de una cúpula que es capaz de estafar a la gente, a los militantes de Copei, a dirigentes de bases y parroquias, (…) dalo por hecho yo con ellos no me siento más”.

Mencionó a la secretaria del Frente Nacional de Copei, Lysaris Marrero, a una miembro de la dirección nacional, Mercedes Malavé y otras dirigentes de bases como posibles sustitutos para ese circuito.

Rechazo al paracaidismo 

El líder político aseguró que desprecia profundamente a la gente que anda buscando ser diputado por cualquier parte de Venezuela.

Explicó que el descontento no es suficiente para ganar las Parlamentarias, porque de escoger a actores identificados con la zona será una forma de movilizar a las personas y un reconocimiento a los sectores populares.

Según él, quien promueve un programa educativo en los barrios de Caracas llamado la Casa del Lápiz, el “paracaidismo” va a hacer un daño grave a la oposición.

Explicó que cada uno de los circuitos electorales va a responder a la conexión emocional y la propuesta del candidato relacionada con la comunidad.

Reconoció que el discurso de Hugo Chávez tiene una penetración amplia en Venezuela, y “la unidad no puede despreciar a la maquinaria del Gobierno, y hay que tener cuidado porque con votos silvestres no se ganan elecciones”.

“El futuro de la oposición venezolana está en el triunfo, yo creo ciegamente en que puede haber un gran triunfo pero si cambiamos, si hacemos las cosas bien y las hacemos a tiempo”.

Ecarri: Descarto mi candidatura como diputado


El dirigente político Antonio Ecarri descartó su candidatura a diputado de la Asamblea Nacional y aseveró que su expulsión del partido Social Cristiano (Copei) se hizo de forma “arbitraria por opinar”.

Durante una entrevista en el programa Vladimir a la 1, Ecarri señaló que Copei presentó su nombre ante la MUD para ser candidato a diputado; sin embargo, por una candidatura “paracaidista” su postulación fue descartada.

“El trabajo a esa candidatura no tienen ningún sentido político”, precisó al tiempo que subrayó que será “difícil” para la MUD corregir este hecho.

Explicó que la oposición tiene la “posibilidad” y la “ventaja” de ganar en el municipio Libertador, en Caracas, debido al descontento que tienen los habitantes de la zona sobre el oficialismo. “Se trata de incluir a circuitos electorales donde no han ganado todavía”.

El dirigente político propuso postular a mujeres como próximas candidatas al Parlamento en el municipio y consideró que el circuito electoral no puede estar compuesto por una “parranda de machos”. “Yo propongo una mujer para el circuito Libertador”.

Asimismo, expresó su deseo de que la Unidad obtenga la victoria en Caracas; sin embargo, advirtió que este sector político no logrará una mayoría en el Parlamento con “paracaidismo”.
“Con la candidatura de Roberto Enríquez no aseguramos triunfo en parlamentarias (…) Hay candidatos que se pueden salvar y que se merecen su puesto en la AN, pero hay otros que son paracaidistas”.
El dirigente político denunció la presencia de colectivos en la parroquia 23 de enero e instó a rechazar cualquier tipo de enfrentamiento “porque esas sí son desviaciones”. En este sentido, propuso a las autoridades políticas de construcción de paz, nuevas escuelas, zonas de paz, ente otros.

Cortarle ayuda petrolera a Guyana

Para Ecarri, los venezolanos “debemos salir a defender la soberanía” ante la disputa que se ha suscitado en los últimos días entre Guyana y Venezuela por el Esequibo.  Pidió al Gobierno “cortarle la ayuda petrolera” a ese país y exhortó a la Cancillería “ser muy fuerte” en este tema.
“Hay que crear una política agresiva y que salga la cancillería venezolana a defender nuestra soberanía”.

En Copei hay un “coctel de ilegalidades”

Ecarri consideró que en Copei “hay un coctel de ilegalidades, una situación de anarquía ilegal”.  Rechazó en Globovisión dar saltos ideológicos. “He estado siempre en el mismo sitio, allá ellos que hacen cosas alocadas”.


Ecarri Angola: Las élites atornilladas son el gran cáncer de la democracia



El dirigente Antonio Ecarri es el centro de un polémico episodio político. Recientemente, fue defenestrado como candidato a parlamentario por una acusación que le hicieron desde su propio partido, Copei. La dirección de la tolda socialcristiana lo excluyó de sus filas, con el argumento de que incurrió en una suerte de “bigamia política”.

–¿Toma este asunto como algo personal?
– Nunca tomo nada a título personal. Estamos viviendo momentos difíciles para el país y particularmente para sus dirigentes demócratas, las circunstancias sacan a relucir lo malo, a veces lo peor de la gente; pero también hay espacio para la esperanza.

–¿Evidencia esta situación que en Copei desde la salida de Caldera, no hay liderazgo que valga?
– En Copei hay muchos líderes, pero quien lo dirige no tiene liderazgo.

–¿Se impone el personalismo en la cúpula de los partidos?
– Algunos dirigentes parecen olvidar que provienen de la base, que una vez fueron solo parte de un gran equipo que encajó derrotas y logró victorias. Cuando llegan a la cúspide parecen enceguecer, todo esto forma parte de la terrible decadencia que padece la sociedad entera.

–¿Cuántos puntos llevaba en las encuestas para el momento del affaire?
– El último sondeo nos daba más de 9 puntos por encima de Zulay Aguirre, madre de Robert Serra.

¿Por qué no se midieron en primarias usted y Roberto Enríquez?
– Parte de la estafa, se negaron a hacer primarias. Bate quebrao no aguanta un round.

– ¿De mejores partidos lo han botado?
– De ninguno. Nunca he tenido saltos ideológicos. Sólo he tenido militancia y cargos de responsabilidad partidista en CopeI y Proyecto Venezuela. Por cierto, por la gente de ProVE, en especial por su líder fundador, siento un gran respeto.

– ¿Se subirá Enríquez en los metrocables para hablar con el pueblo?
– Es posible que tome el de Petare creyendo que por ahí llega a El Guarataro.

–¿Cuántos votos sacó usted en El Guarataro?
– Siempre he ganado en la parroquia San Juan, tanto en la elección parlamentaria del 2010 como en las primarias para alcalde de Caracas. En los barrios de Caracas reconocen mi labor y por eso es que llevo el invicto de ser el único opositor que gana allí desde 1998.

–¿Se atrevería a ir a un reality show con Enríquez para ver quién se queda con la candidatura?
– A los paracaidistas les encanta un show. Conmigo que no cuenten.

– ¿Es cierto que en las encuestas más recientes Copei sacó 2% que es el margen de error de las encuestas?
– Una triste y penosa realidad. De espaldas a la gente.

–¿Qué mujer podría tomar su puesto en las candidaturas de Caracas?
-Muchas. Dirigentes sindicales, sociales. La unidad debe tomar la lucha por la reivindicación de la mujer como un homenaje a las verdaderas cabezas de la lucha popular venezolana.

–¿Se siente traicionado?
– En política todo puede ocurrir, hasta los muertos reviven y hay más de un zombie caminando por los pasillos de la Asamblea Nacional. En mi fuero interno, sí, admito que he sido traicionado.

–¿Es este el fin de su carrera política?
– El comienzo…

–¿Conoce más gente a los Amigos Invisibles que a Arturo Uslar Pietri que fue el que acuñó ese término?
– Arturo Uslar Pietri es el primer amigo invisible de Venezuela, la guía para salir del túnel. “Eso es lo que hay”.

–¿Lo abandonó también la Mesa de la Unida Democrática (MUD)?
– La MUD no es un partido.

–¿No es esto un quítate tú pa’ponerme yo?
– Nunca, mi nombre lo puse a un lado desde el primer momento. Es quítate tú pa’ ponerla a ella.

–¿La democracia está en peligro?
– Ya han minado la libertad de expresión y las instituciones. La autonomía de los poderes es una utopía en este momento, por lo tanto no es exagerado decir que la democracia está en peligro de extinción.

–¿La cogollocracia no deja que se modernice el Estado?
– El poder puede ser un vicio. Ya lo hemos visto en los partidos, en los gremios y en los gobiernos. Las élites van atornillándose en el aparato del Estado, van metiendo a sus amigos y familiares y corrompen todos los estamentos burocráticos. Ese es el gran cáncer de la democracia. Y en ambos lados.

–¿No gobernó un paracaidista por 15 años? ¿Qué tiene de malo que otro ocupe su lugar?
– Ya vimos lo que trajo en su mochila. Más no.

–¿Es usted un bígamo político?
– Soy coherente con lo que predico, tengo una moral muy alta porque mañana las generaciones futuras van a enjuiciarme. Mi lealtad es absoluta. Nunca he militado en dos partidos al mismo tiempo. Soy un socialcristiano y humanista de una sola línea.

–¿Le gusta jugar al doble play?
– El béisbol es el pasatiempo preferido de los venezolanos y tenemos los más grandes exponentes de este deporte en Grandes Ligas. En este, como en toda disciplina deportiva, las reglas deben ser claras y debe haber un árbitro imparcial. Me gusta cantarle doble play a quienes les gusta echárselas de vivos y engañar a la gente.

De perfil
Antonio Ecarri es abogado, historiador y profesor universitario.
Inició su carrera política a los 17 años, como dirigente estudiantil en la Universidad de Carabobo (UC). Tuvo un nexo breve con el partido Proyecto Venezuela. Luego fue candidato de Primero Justicia para concejal de Chacao y ganó. Fue candidato a diputado principal de la MUD en 2010 por el Circuito 2 del Distrito Capital (23 de Enero, Catedral, San Juan, Santa Teresa y Altagracia). En agosto de 2012, luego de perder en primarias, se deslindó de la MUD y se lanzó como candidato independiente a la alcaldía de Libertador. Tres meses después se retiró de la contienda. Está casado con María Luisa Feo La Cruz, nieta de uno de los fundadores de Copei, Salvador Feo La Cruz. Tienen tres hijos. Es el actual presidente de la Fundación Arturo Uslar Pietri y coordinador del programa social y educativo la Alianza del Lápiz.

Antonio Ecarri: Ha habido desidia con el Esequibo

 Antonio Ecarri, presidente de la Fundación Arturo Uslar Pietri, propone que el Estado venezolano comience a apoderarse de la zona del Esequibo, también incursionando allí con buques petroleros, pues, a su juicio, la mejor forma de estar presentes en el territorio en reclamación no es con cañones, sino llevando a cabo inversiones para la explotación petrolera.
En la novela “Cubagua” de Enrique Bernardo Núñez se menciona el caso de la existencia en esa zona insular de Venezuela de una sustancia negra, que los indígenas conocían como mene. ¿Eso significa que desde La Colonia se tenía conocimiento de que allí había petróleo?
— Todos los institutos de geología más reconocidos del mundo tienen a esta zona nororiental de la América del Sur como una zona de mucho potencial petrolero. Se considera la zona con las reservas petroleras no comprobadas más importantes del mundo, es decir, esa es una zona estratégica de Venezuela desde el punto de vista económico.
Por ello es que hay que ponerle toda la atención a este tema. No se trata exclusivamente de un tema de orgullo nacional, de un tema de respeto territorial, sino que se trata de un tema con una inmensidad económica, con unos efectos económicos que pueden ser de una gran oportunidad o devastadores para la economía venezolana.
Porque si allí se llegase a comprobar, como ya lo ha venido haciendo la Exxon Mobil, que hay grandes reservas petroleras, de crudo liviano, que es el más comercial que existe, Venezuela quedaría en una situación muy grave, porque hoy tenemos al barco Deepwater Champions que constituye una plataforma exploradora de petróleo.
Habría que ver nada más la foto del barco, para entender todo lo que hay ahí. Aun cuando son las implicaciones desde el punto de vista del mercado petrolero lo que allí se está jugando, es decir, que esa suerte de burla que ha hecho Guyana frente a Venezuela, y el silencio que ha guardado Venezuela durante tantos años nos coloca en una situación de desventaja hoy en día.
“NOSOTROS HEMOS GUARDADO EN UN BAÚL DESDE EL AÑO 1983 TODAS ESTAS DISCUSIONES QUE TIENEN QUE VER CON EL TEMA DE GUYANA”
Nosotros hemos guardado en un baúl desde el año 1983 todas estas discusiones que tienen que ver con el tema de Guyana. Dejamos allí un buen oficiante, y resulta que éste dejó de serlo, y no hubo ni buenos oficios.
¿Qué propuesta tiene la Fundación Uslar Pietri, en ese sentido?
— No se trata solamente de incorporar patrullaje marítimo. Aquí hay que aclarar varios temas. Una cosa es el territorio o las zonas de plataforma continental del mar territorial de la zona en reclamación y otra cosa muy distintas es la zona económica y el mar territorial del Delta del Orinoco. Guyana comenzó con sus abusos y con sus provocaciones desde que entregó concesiones, no sólo en la zona en reclamación, sino sobre una zona que es mar territorial y plataforma continental venezolana, porque se metió allí.
Existen dos concesiones que están en la costa venezolana, y que están violando nuestra soberanía; no solamente con la zona en reclamación, sino también con la que no está en reclamación, que es el Delta del Orinoco, y que es una vieja pretensión inglesa desde el siglo XIX, que querían poner la línea limítrofe, incluso, sobre el Delta del Orinoco, es decir, se trata de una vieja concepción de seguirnos violando el territorio, y seguir ocupando los territorios que pertenecían a la Capitanía General de Venezuela, y por el viejo principio del uti possideti juris: si lo poseíste, lo puedes seguir poseyendo, que es un principio del derecho internacional.
Pues bien, eso fue lo que se aplicó en Venezuela. Se conocen mapas desde 1822, el mapa bolivariano de Colombia, establecido por el Libertador, y el cual identificaba al Esequibo como territorio nuestro pero no es sólo eso, sino que lo que intentaron hacer los ingleses al quitarnos parte del Esequibo era también apoderarse del Delta del Orinoco.
Esa pretensión ahora se pone de manifiesto con la pretensión del gobierno de Guyana de apoderarse de mar territorial venezolano, pues hay dos concesiones que están violando la soberanía venezolana, y no solamente de la zona en reclamación sino del Delta, que son la concesión Stabroek Block y el Bloque Roraima. ¡Los dos violan la soberanía venezolana! Es decir, la provocación salió ya desde hace tiempo, y la desidia venezolana sobre estos temas ha provocado esta situación, donde hoy estamos.
“EL SILENCIO QUE HA GUARDADO VENEZUELA DURANTE TANTOS AÑOS NOS COLOCA EN UNA SITUACIÓN DE DESVENTAJA”
La primera provocación del gobierno guyanés es entregar concesiones, no solamente sobre el mar territorial, sobre todo, la fachada atlántica; el mar que corresponde a la zona en reclamación, sino que, además, se mete con el mar territorial y plataforma continental venezolana.
¿Cómo ve usted la situación planteada a raíz de la aparición del Decreto Presidencial 1.787, y el cual le permite a la fuerza armada tener acceso a la zona en reclamación?
— Primero, tarde piaron parajitos. Esto ha debido salir desde hace ya tiempo. Aquí hay dos cosas que hay que separar; por una parte, lo que son las reclamaciones de los derechos del territorio Esequibo y, por la otra, hacer valer el Acuerdo de Ginebra. Pero hay una cosa que es más grave todavía. No solamente se trata de la violación del Acuerdo de Ginebra, sino que es intervención de territorio venezolano que no está en reclamación.
Por tanto, el comandante en jefe de la Fuerza Armada tiene perfecta competencia para dictar un decreto por sobre el mar venezolano, y se pueden establecer estas zonas de defensa sin ningún problema. El tema es que, no solamente tenemos problemas sobre la zona en reclamación, sino sobre la delimitación de aguas marinas y submarinas de Venezuela que corresponden al Delta, como se puede apreciar en las gráficas que ha difundido el gobierno guyanés.
Aquí el Decreto que está en disputa no es el Decreto de Maduro, sino el Decreto del gobierno guyanés que permite las concesiones petroleras, no solamente en aguas de la zona en reclamación, sino también en aguas del Delta del Orinoco.
¿Qué explicación le da usted al hecho de que hasta ahora el gobierno no había reaccionado?
— Hay desidia y, por supuesto, muchísima irresponsabilidad. Porque a cuenta de la alcahuetería con el Caricom, pues resulta ser que se hicieron los locos frente a la intromisión del gobierno guyanés en la soberanía venezolana. Aquí ha habido desidia durante mucho tiempo con relación a este tema del Esequibo, cuando se trata de una zona económica de una potencialidad increíble para Venezuela.
El tema del Esequibo no es solamente estratégico para Venezuela desde el punto de vista territorial; no solamente es estratégico porque además tenemos la fachada Atlántica, y todo lo que significa desde el punto de vista de comercio, sino que estamos hablando de las reservas petroleras no comprobadas más importantes del mundo.
Es decir, estamos hablando de quebrar el mercado petrolero venezolano. Porque así como ese barco pasó por el territorio marítimo venezolano, luego de zarpar de los puertos de Luisiana, muy cerca de donde tenemos nuestras refinerías, hoy pudiera estar en aguas del Delta, es decir, en una situación mucho más grave.
Por eso no se trata sólo de un problema de seguridad nacional. Para hacer valer nuestra soberanía, yo no me conformaría con una estrategia de patrullaje. Yo obligaría a Pdvsa a colocar allí también buques petroleros venezolanos, buques de exploración petrolera, así tengamos nosotros que arrendarlos, y que nos pongamos nosotros también a explorar el crudo de la zona.
La mejor manera de posesionarnos del Esequibo no es colocando cañones allí. Pdvsa tiene que estar ahora haciendo estudios de las reservas que tenemos en la zona.
De acuerdo a lo que usted dice, el Acuerdo de Ginebra terminó en un arrebatón por parte de Guyana con la presencia de un enclave petrolero allí, ¿no le parece?
— Vamos de nuevo hacia atrás: el mapa bolivariano de Colombia de 1822, aprobado por Simón Bolívar, y donde se establecen los límites de dicha República viene a ser alterado durante los primeros intentos de la corona británica de incursionar en esta zona, ya que este reino siempre la consideró estratégica, y ahora es mucho más estratégica, y fue lo que obligó al Libertador a enviar a su canciller de ese entonces, José Rafael Revenga a Londres, a los fines de llegar a un acuerdo, en ese sentido.
“GUYANA SIEMPRE HA CONTADO CON UNA ESPECIE DE PROTECCIÓN POR PARTE DEL RÉGIMEN CUBANO”
Con el tiempo se contrató a una persona, a un británico que delimitó, y en ese manejo intentó incluso quitarnos el Delta del Orinoco. Esa es la primera línea limítrofe, cuando entramos en conflicto, y entonces vamos a un Laudo Arbitral; que se celebró en medio de una atmósfera muy viciada por la corrupción; con unos niveles de desventaja espantosos, y que nos llevó a impugnarlo a lo largo del tiempo.
Eso en la década de 1960 tuvo como respuesta el hecho de que se logró que se celebrara lo que se iba a conocer como el Acuerdo de Ginebra, y donde se reconoció que, en efecto, había una zona en reclamación; que habían unos derechos muy claros de la nación venezolana, lo que entonces llevó a que se aconsejara que se celebraran acuerdos, con respecto a las explotaciones económicas de la zona en reclamación.
Pero, al final, eso se congeló hasta 1983, que se busca nuevamente un buen oficiante, y quedó un buen oficiante, designado por el gobierno de Luis Herrera Campins para limar las asperezas, y llegar a un acuerdo en la ONU sobre ambas fronteras. Es decir, esa es la historia real, y desde esa época ese asunto quedó congelado.

Cuba siempre ha protegido a Guyana

Ha habido un mal oficiante, como diría un diplomático aquí, que es Fidel Castro, ya que siempre se ha metido en este conflicto, participando a favor de Guyana. ¿No cree usted?
— Bueno, ha habido siempre intereses cubanos de protección hacia Guyana, y eso se vio desde la década de 1960, cuando se dio la presencia de intereses cubanos sobre Guyana, a raíz de la tentativa de que el Partido Comunista Guyanés pudiera ganar las elecciones, con motivo del poder que quería tener Fidel Castro sobre la región norte de América Latina.
De modo que Guyana siempre ha contado con una especie de protección por parte del régimen cubano, en especial, hacia sus intereses en contra de los intereses venezolanos. Eso ha sido histórico; sin embargo, ahora durante estos años por una alcahuetería con el Caricom no solamente que hemos dejado en una gaveta el tema limítrofe con Guyana, sino que además hemos auxiliado con petróleo a Guayana.